AlertaTierra. Titulares de noticias - Fenomenos naturales

Medición y seguimiento

En los Estados Unidos, los huracanes son monitorizados por el Centro Nacional de Huracanes, integrado en el Servicio Nacional de Meteorología que, a su vez, forma parte de la Administración Nacional Atmosférica y Oceánica (NOAA). En cuanto a la zona del Océano Pacífico, es el Centro de Avisos de Tifones de la Marina de los Estados Unidos, con base en Hawái, quien aporta los servicios de monitoreo de tifones. En Japón, es la Agencia Meteorológica de Japón quien es responsable de controlar los tifones y de hacer el seguimiento oportuno. Entre ambas agencias, existen pequeñas diferencias en la terminología utilizada, especialmente en cuanto a la fuerza y velocidad de las tormentas.


En primer lugar, los Estados Unidos miden el viento de estas tormentas en millas por hora, mientras que Japón mide la velocidad del viento de los tifones en kilómetros por hora y los vientos sostenidos dentro de la tormenta, en metros por segundos.

La conversión resultante es: 1 knot (kt) = 1.15 millas por hora (mph) = 1.85 kilómetros por hora (km/h) = 0.514 metros por segundo (m/s).

En segundo lugar, el período de tiempo de los vientos sostenidos se contabiliza de forma distinta en los Estados Unidos – sobre un minuto – con respecto al tiempo medido en Japón,  sobre un período de diez minutos. Como consecuencia de este tipo de medición, la misma tormenta se clasificará con una velocidad del viento menor en Japón y con viento más fuerte en los Estados Unidos.

Los huracanes se clasifican según la escala de Saffir –Simpson del 1 al 5. El Centro Nacional de Huracanes clasifica los huracanes de categoría 3 como huracanes fuertes. El Centro de Avisos de Tifones clasifica los tifones con vientos de al menos 214 kilómetros por hora como equivalentes a un huracán de categoría 4, es decir, como super tifones.

En cuanto a la definición de vientos sostenidos, recomendada por la Organización Meteorológica Mundial y utilizada por la mayoría de las agencias meteorológicas del mundo, es la de una media de 10 minutos.

Los tifones, igual que los huracanes, cuando alcanzan cierta intensidad, desarrollan un ojo, una zona de calma relativa y presión atmosférica baja; es el centro de la circulación. El ojo suele ser visible desde el satélite como un círculo pequeño, circular y sin nubes. Alrededor del ojo se encuentra la pared del ojo, una zona de entre 16 y 80 kilómetros de anchura, donde tienen lugares las peores tormentas eléctricas y vientos que se encuentran alrededor del centro de la tormenta.

Los esquemas utilizados para clasificar los ciclones tropicales son desarrollados por investigadores climatológicos y autoridades a cargo del control de desastres para ayudarles en su comunicación interna y con el público en general. Cada región utiliza su propio esquema.

En el Atlántico y Pacífico del Nordeste, se utiliza la escala de huracanes de Saffir-Simpson.

La oficina de Meteorología de Australia usa su propia escala del 1 al 5 denominada categoría de severidad de los ciclones tropicales. A diferencia de la escala de Saffir-Simpson, la escala se basa en las mayores rachas de vientos alcanzadas y no en los vientos sostenidos.     

Los tifones son extremadamente destructivos en cuanto a daños materiales y pérdidas humanas. Japón ha sufrido ambos. Según la Agencia Meteorológica de Japón, los siguientes tifones destacan por haber causado un gran número de muertes:

 

Nombre

Fecha

Núm. De fallecidos

Muroto

21 de septiembre de 1934

3036

Makurazaki

17 de septiembre de 1945

3756

Toyamaru

26 de septiembre de 1954

1761

Isewan (Vera)

26 de septiembre de 1959

5098

 


    
Después del Tifón de 1959, Japón no ha vuelto a sufrir un tifón que haya causado más de 500 fallecidos. Según los meteorólogos y las autoridades del país, se estima que esto es debido a las medidas preventivas y a la mejora de la calidad de construcción de los edificios. Sin embargo, esto no significa que se pueda bajar la guardia, pues este tipo de desastres naturales continua siendo un grave peligro para la población.



Bibliografía:


National Oceanic & Atmospheric Administration (página en inglés) http://www.noaa.gov/
http://www.aoml.noaa.gov/hrd/tcfaq/tcfaqHED.html
Centro de Operaciones Aéreos (página en inglés) http://www.aoc.noaa.gov
Los “Hurricane Hunters” – Caza Huracanes de Estados Unidos: http://www.hurricanehunters.com
Homeland Security (página en inglés) http://www.fema.gov
Excursión Cazando tormentas (página en inglés) http://www.stormchasing.com
El Portal de la Ciencia. http://www.portalciencia.net
La Enciclopedia en línea (página en inglés) http://en.wikipedia.org
Cazatormentas http://www.cazatormentas.net/