AlertaTierra. Titulares de noticias - Fenomenos naturales

Ijen

Localización: -8.06ºS, 114.24ºE.

Altura: 2799 metros

Ijen – Este de Java - Indonesia

Puede observarse vapor emergiendo de las fumarolas en el sudeste de la pared del cráter de este altamente ácido lago de Ijen, situado en la caldera de 20 kilómetros de Ijen. El lago, de color turquesa, se encuentra en la ladera del estratovolcán Gunung Merapi, cerca del este de la caldera Ijen, y ha producido erupciones freáticas a lo largo de su historia. El Ph del agua del lago ha mostrado valores por debajo de 0,2 debido a su contenido sulfuroso.

El complejo volcánico Ijen es un grupo de estratovolcanes situados en el Este de Java, Indonesia. Se encuentra dentro de la gran caldera de Ijen, de unos 20 kilómetros de ancho. El estratovolcán Gunung Merapi es el punto más elevado del complejo. El nombre del volcán se parece al de un volcán diferente, el Monte Merapi en el centro de Java, conocido como Gunung Merapi, aunque también hay un tercer volcán llamado Merapi en Sumatra.

Al oeste de Gunung Merapi se encuentra el volcán Ijen, que contiene un lago ácido en el cráter de color turquesa, de un kilómetro de ancho.

El cráter activo de Kawah Ijen tiene un radio equivalente a 361 metros, y una superficie de 0,41 kilómetros cuadrados. Su profundidad es de 200 metros y contiene un volumen de 36 hectómetros cúbicos. Según las mediciones realizadas en 2008, el Ph del agua del cráter es de 0,5 debido al ácido sulfúrico que contiene.

El volcán Ijen es famoso por su color turquesa. Su cráter activo mide 950 x 600 metros y es conocido por sus depósitos sulfúricos.
El volcán es uno de los diferentes estratovolcanes que hay en la caldera de 20 kilómetros, la caldera más grande de Java. Las erupciones registradas por el volcán son muy peligrosas debido al riesgo que implica cualquier drenaje del lago que pueda formar lahares.

Noticias


14 de marzo de 2012

El nivel oficial de alerta del volcán Ijen, en el Este de Java, ha subido de nuevo al nivel 3 debido a un aumento en su actividad.

El volcán ha vuelto a emitir una nube de gases de 10 metros de ancho. Además, se ha observado una gruesa nube de sulfuro, más grande de lo habitual, a 200 metros de altitud.

Las mediciones realizadas en el agua del lago han mostrado que se ha registrado un aumento en la temperatura del agua. Los valores marcan 42,7 grados centígrados a una profundidad de 5 metros.

Otra señal del aumento en la actividad del volcán es que los árboles y otras plantas cercanas al cráter han muerto recientemente, lo que sugiere que ha aumentado al nivel de SO2.

Al mismo tiempo, se ha observado un aumento en la actividad sísmica. Desde el 22 de febrero, se registra una señal continua de tremor harmónico.

El acceso al cráter está prohibido.
    
La última vez que entró en erupción el volcán Ijen fue en 1999.

10 de febrero de 2012

El Instituto de Investigación de Vulcanología de Indonesia ha disminuido el nivel de alerta del volcán Ijen del 3 al 2. La decisión de desactivar el nivel 3 (que permanecía desde el 18 de diciembre de 2011), se ha tomado tras comprobar una disminución en la actividad sísmica, y en los parámetros visuales y de temperaturas del volcán.

Los parámetros más destacados incluyen:

- Que el lago ha disminuido su emisión de vapores y burbujas.
- Que la actividad sísmica ha disminuido de 304 tremores harmónicos.
- Que la temperatura en superficie del lago ha disminuido de 42 a 37 grados centígrados.

5 de enero de 2012
Preocupación ante la posible erupción del volcán Ijen

La Agencia Nacional de Mitigación de Desastres se prepara para lo peor si el volcán Ijen, en Bondowoso entra en erupción.

Según ha informado la Agencia, se encuentran en alerta, monitoreando la situación muy de cerca, anticipándose a cualquier escenario posible.

El Director de la Agencia ha explicado que tienen que anticipar cualquier posible erupción, aunque no saben si entrará en erupción o no.

En el caso de que se produzca una erupción, tres poblaciones cercanas al volcán, Kali Anyar, Kali Gedang y Sumberejo, se enfrentarían a un gran riesgo.

Se ha prohibido el acceso al cráter Ijen, que almacena 30 millones cúbicos de agua con un nivel de acidez extremadamente peligroso.

Aunque se pide a la población que no sientan pánico, se recomienda estar alerta ante el transcurso de los acontecimientos.

Las autoridades han puesto en marcha una partida presupuestaria especial para cubrir las necesidades básicas diarias de los posibles evacuados durante dos semanas.