Encontrarás todo lo que necesites Página Principal de AlertaTierra.com

PARQUE NACIONAL DE YELLOWSTONE - ESTADOS UNIDOS

Mapa de las diferentes zonas de Yellowstone (Por cortesía del Observatorio del Volcán de Yellowstone y el USGS – Imagen de Smith y Siegel, 2000).

Leyenda:

1 .Golden Gate

2 .Grand Canyon del Río de Yellowstone

3 .Hayden Valley

4 .Huckleberry Ridge 5 .Mesa Falls 6 .Mirror Lake
7 .Mt. Everts 8 .Narrows of the Grand Canyon 9 .Obsidian Cliff
10 .Overhanging Cliff 11 .Pitchstone Flow en Bechler Meadows 12 .Pitchstone Flow al Norte de Bechler Meadows
13 .Sheepeater Cliff 14 .Silver Gate 15 .Steamboat Geyser
16 .Tantalus Creek (Norris Geyser Basin) 17 .Undine Falls 18 .Washburn Hot Springs

         Hasta hace poco, no se sabía nada de lo que se escondía bajo uno de los Parques Naturales más pintorescos, extensos y visitados de los Estados Unidos: el Parque Nacional de Yellowstone. Actualmente, se considera uno de los supervolcanes más extensos del mundo. Aunque todavía hay personas que lo desconocen.

         La terminología de “supervolcán” fue utilizada por primera vez por los productores de un programa de televisión de la BBC en el año 2000 para referirse a volcanes que habían generado las erupciones más devastadoras de la historia de la Tierra.

         Por ello, un supervolcán sería el que hubiese producido la erupción explosiva más catastrófica, así como el que tuviera una caldera gigantesca.

         La extensión de la Super Caldera de Yellowstone se ha podido establecer en base a los estudios realizados sobre anteriores erupciones. La cámara de magma se conoce por las imágenes aéreas, estudios de campo y sensores remotos.

Vista de Obsidian Cliff (Fotografía de S.R. Brantley el 20 de mayo de 2001, por cortesía del USGS).

         Por todo ello, se sabe que el Parque Nacional de Yellowstone cubre un total de 2.221.766 acres, es decir, aproximadamente la extensión del Estado de Connecticut. La mayor parte del parque se encuentra ubicado en la zona noroeste de Wyoming, aunque también hay una pequeña parte que cruza los límites de Montana y de Wyoming.

Vistas del Grand Canyon de Yellowstone desde debajo de Lower Falls. El color de las paredes viene determinado por las erupciones de hace unos 500.000 años. (Fotografía de S.R. Brantley el 20 de mayo de 2001, por cortesía del USGS).
Obsidian Cliff Gran Cañón de Yellowstone
La altura del parque cubre los 8000 pies, yendo desde los 5.282 pies al norte, hasta los 11.358 pies al este del pico de Tagle Peak en Absaroka Range.

Yellowstone es un tesoro que inspira a numerosos viajeros a visitar el Parque. Cuenta con más de 250 géiserss activos, 10.000 fuentes termales, una amplia variedad de animales salvajes (osos grises, bisontes americanos, lobos,...), flora y fauna impresionantes, un lago conocido a nivel mundial, cataratas, montañas, ríos, etc.

La autoridad principal que tiene a cargo la tarea de emitir los avisos que correspondan sobre eventos sísmicos potenciales y erupciones volcánicas del Parque Nacional de Yellowstone es el Instituto de Investigación Geológica de los Estados Unidos, es decir, el USGS.  En la actualidad, el USGS y el Servicio de Parques y Vida Salvaje de los Estados Unidos coordinan la información sobre la Caldera de Yellowstone a través de una extensa y costosa red de sensores remotos, grabadores de movimiento de suelo por GPS, EDM, sismógrafos y numerosos elementos similares.

Según estos organismos, el mayor supervolcán del mundo se encuentra lo suficientemente vigilado de manera que, en caso de existir riesgo de una erupción devastadora, la población podrá ser informada de inmediato.    

Sin embargo, al parecer, no es una opinión compartida por todos, ya que existen otros ámbitos de la población que afirma que no sólo el USGS no ha emitido ningún aviso con respecto al riesgo potencial de erupción que sí que existe en Yellowstone, sino que incluso están restándole importancia a las señales indudables que van teniendo lugar, echando por tierra cualquier posibilidad de una erupción.

Pero, ¿cuáles serían las señales que indicarían una posible erupción en Yellowstone?

Por suerte, la humanidad no ha sido testigo de una erupción de este tipo y, por ello, no resulta posible emitir una confirmación fehaciente de los eventos que demostrarían la futura erupción de un supervolcán. Aún así, los científicos se basan en las señales que tienen lugar antes de cualquier erupción volcánica,  confiando en que éstas serían las mismas para determinar el peligro de una erupción en un supervolcán.

En agosto de 2003, según el artículo publicado en el Idaho Journal, el geólogo del Parque de Yellowstone, Hank Heasler, destacó que en el caso de que Yellowstone se estuviera preparando para entrar en erupción, tendrían que coincidir varias señales. Antes de una erupción, el magma bajo el volcán se mueve y se almacena en la cámara magmática o reserva. Después, comienza su ascensión hacia la superficie y conforme se acerca a la superficie, desprende gases.  Además, el suelo de la caldera estaría subiendo gradualmente (cuando normalmente sube y baja continuamente).

El movimiento del magma produce pequeños temblores y vibraciones que pueden detectarse con facilidad. El almacenamiento del magma en la cámara del magma produce pequeños bultos o elevaciones en las laderas del volcán.  En cuanto a los gases emitidos por el volcán, éstos pueden ser analizados para determinar los posibles cambios en el mismo.

A los vulcanólogos no les gusta predecir la posibilidad de una erupción. Resulta bastante complicado porque todavía hay muchas incógnitas y resulta muy difícil averiguar el momento exacto de una erupción. Algunos volcanes no entran en erupción más que una vez cada miles de años. En ocasiones, el movimiento de magma ni siquiera predice una erupción. Otros elementos deben coincidir y el constante monitoreo resulta imprescindible para contrastar datos y poder llegar a una conclusión.

Pero, ¿cuántas señales diferentes hacen falta para que este asunto se considere como un verdadero peligro para la población?

Magma en movimiento en la cámara magmática.

         Datos recabados confirman la evidencia de que existe magma en movimiento en la cámara magmática de Yellowstone. Los continuos movimientos sísmicos (ver imagen superior), el incremento de la temperatura del agua del lago (en 10 grados), la extinción y conversión de los hoyos de lodo en válvulas de vapor, así como el hecho de que géisers históricos se conviertan en válvulas de vapor, parecen confirmar el movimiento de una gran cantidad de magma.

         Desde el punto de vista geológico, el que una gran cantidad de magma se mueva es suficiente para probar un cambio en el volumen o una presión. Además, no hay que olvidar, que el movimiento del magma en la cámara magmática siempre es un hecho preocupante y se debe considerar como un peligro y/o señal de una posible erupción.

         Hay más datos que indican lo anteriormente expuesto. Procedamos a analizarlos

Parque Yellowstone

Extenso bulto geotermal bajo el Lago de Yellowstone. Incremento de actividad geotermal.

            Según un informe publicado en el 2003, la actividad geotermal en el Parque Nacional de Yellowstone había aumentado y el fondo del Lago de Yellowstone se estaba elevando. Aún así, los científicos alegaban que no había motivos para pensar en una erupción masiva.

            Según el Salt Lake Tribune en su edición de noviembre de 2003, bajo las aguas del Lago de Yellowstone un extraño bulto de 630 metros de largo por 30 metros de altura estaba causando preocupación entre los científicos y los ciudadanos que se preguntaban por su causa y por si sería un evento precursor a una erupción. El bulto se encuentra a menos de 1.6 kilómetros de la orilla y fue explorado recientemente por investigadores del USGS, utilizando submarinos y sónar.

         Lisa Morgan, Geóloga a cargo del equipo de investigación mencionó que podría ser un evento anterior a una explosión hidrotermal.

         Las explosiones hidrotermales tienen lugar cuando el agua se sobrecalienta, por lo general, bajo una presión extrema y se convierte rápidamente en vapor, lanzando rocas y, en ocasiones, formando cráteres.

Ácido sulfúrico en el agua del Lago de Yellowstone. - Posibles muertes de peces en el Lago de Yellowstone.

         Existen evidencias de un bulto bajo el Lago de Yellowstone e informes de muertes de numerosos peces. El fondo del lago podría estar abierto o tener alguna grieta por la que se está filtrando gases sulfúricos al lago. Cuando los gases sulfurosos se disuelven en el agua, producen ácido sulfúrico. Aunque el tamaño y volumen del Lago parecen ser lo suficientemente amplio para evitar que leves infiltraciones de estos gases puedan tener consecuencias fatales, la muerte masiva de peces y un fuerte hedor a sulfuro en el lago podría confirmar que se están infiltrando gases sulfurosos al lago.

         De ser cierto que el agua del Lago tenga una elevada proporción de gases sulfurosos tendría que considerarse una prueba irrefutable precursora de una erupción.

Migraciones masivas de animales que abandonan el Parque Nacional de Yellowstone.

         No hay que olvidar que el comportamiento animal es fundamental como indicador de una actividad sísmica, sin embargo, esta información no ha podido ser contrastada ya que existe disparidad de criterios al respecto. Unos dicen que sucede y otros lo niegan rotundamente.

Muertes de alces y bisontes.

Alces.

            La noticia de que unos 300 alces habían muerto en Wyoming preocupó a todos.

         En marzo de 2004 se publicó una noticia explicando los motivos de dichas muertes. Según el informe emitido por los científicos, se encontró una sustancia nociva en algunos suplementos de la dieta de los alces que los habían envenenado. La sustancia, al parecer usnic acid , podría haber debilitado a los animales, que no fueron capaces de alimentarse, beber o escapar de sus depredadores.

         Sin embargo, tampoco emitieron una confirmación oficial al respecto, ya que según los científicos que emitieron el informe aunque tenían sospechas, carecían de pruebas de que el ácido fuera realmente la sustancia causante de las muertes ya que no afectó al hígado de los animales y solo se encontró sus músculos debilitados.

Bisontes.

         Cinco bisontes murieron tras permanecer expuestos a un gas venenoso en un Geyser Basin del Parque Nacional de Yellowstone. La posición en la que encontraron los cadáveres parecía indicar que el grupo había fallecido de forma rápida, probablemente por la combinación de las emisiones de gas de elementos termales cercanos.

         El gas, conocido por su hedor a huevos podridos, podría haberse concentrado cerca del suelo en dosis letales debido a un frente frío que pasaba por la zona y causar la muerte de los animales.

         Se sabe que en 1899 un Geólogo encontró seis osos, un alce y otros animales pequeños muertos. En 1899 otro Biólogo encontró siete osos muertos.

Elevación de la superficie del suelo, con una media anual de 70cm. por año.

         Un estudio de elevación de superficie en la zona situada al nordeste de la Caldera de Yellowstone en septiembre de 1998 confirmó que la superficie de la caldera central cerca de Le Hardy Rapids, se había elevado en comparación con la anterior investigación llevada a cabo en septiembre de 1995.

         El resumen de la elevación en la zona cercana a Le Hardy Rapids se detectó en un primer momento vía satélite, revelando una elevación aproximada de unos 15 mm. desde julio de 1995 hasta junio de 1997. Los radares muestran que el centro se movió desde la elevación de Sour Creek al nordeste de la caldera desde agosto de 1992 hasta junio de 1993 hacia la elevación en Mallard Lake en la zona situada al sudoeste durante junio de 1993 hasta agosto de 1995.  La elevación comenzó en Sour Creek desde agosto de 1995 hasta septiembre de 1996 y se extendió a la elevación de Mallard Lake en junio de 1997.

         La rapidez de estos cambios y el patrón de deformación del suelo sugieren que están teniendo lugar movimientos de suelo, en parte por acumulación y por migración de fluidos a una profundidad de unos 5-10 kilómetros entre los sistemas magmáticos de Yellowstone y los profundos sistemas hidrotermales.

            El 10 de agosto de 2003, el Denver Post informó que Liz Morgan, geóloga del USGS había descubierto un enorme bulto (elevación) bajo el Lago de Yellowstone que había subido más de 3.000 cm. sobre el nivel del suelo del lago. Este bulto mide más de 60.000 cm. de largo y puede explotar en cualquier momento. Morgan añadió que cualquier elevación de este tipo debía considerarse como un peligro en potencia y precursor de un evento explosivo hidrotermal masivo.

Temperatura del agua del Lago de Yellowstone incrementándose en 30-40 grados por encima de lo normal.

Sin confirmar.

Incremento de actividad sísmica y de terremotos de magnitud 3 y 4 en la escala de Richter.

            Después del cierre del camino cercano al Norris Geyser Basin en julio de 2003, el 21 de agosto un terremoto de magnitud 4.4 sacudió la parte sur del parque y asustó a los habitantes. Yellowstone es uno de los lugares donde se da el mayor número de movimientos sísmicos del planeta, con cientos de ellos a lo largo del año, sin embargo, tan solo unos pocos al año alcanzan la magnitud de 4 en la escala de Richter.

Agua y aire con exceso de mercurio y sulfuro en algunas zonas

         Ambos son contaminantes volcánicas y precursores de actividad volcánica.

Algunos géisers se han secado y se han convertido en válvulas de vapor.

         No hay que olvidar que la función de un geiser es la de infiltrar el agua a mayor profundidad, cerca del magma, donde se encuentra extremadamente caliente y expeler el agua en un chorro de vapor. Se ha informado que algunos geisers que antes estaban activos, se han secado y convertido en válvulas de vapor. El hecho de que no haya agua en los geisers resulta del todo preocupante ya que significa que las rocas que se encuentran bajo la superficie se están sobrecalentando y sobrecalentando el agua convirtiéndola en vapor.

Nymph Lake
Medidor Temperatura
Desarrollo de nuevas zonas termales. Muerte de árboles.
El Lago de la Ninfa (Nymph Lake), uno de los más importantes lugares termales del parque se encuentra localizado a unos 24 kilómetros del Norris Geyser Basin. En la fotografía superior se puede observar la formación de una nueva zona termal.
Medición de temperatura realizada en la zona.
Nymph Lake
Nymph Lake

Según testigos presenciales, en el área de Nymph Lake donde se observó la formación de una nueva zona termal, se podía oler a madera quemada. Unos 50 árboles se encontraban en el suelo: muertos.

Cierre de caminos de senderismo por parte de las autoridades del Parque, entre ellos algunos del Norris Geyser Basin. Incremento de la temperatura de alguna parte del suelo superior a los 93º C.

Emisión del Steamboat
Emisión del Steamboat

Emisión del Steamboat. (Fotografías por cortesía del Servicio Nacional del Parque de Yellowstone).

         Cuando el Steamboat erupciona es un evento especial en Yellowstone. Y ha estado sucediendo con mayor frecuencia últimamente.

         El géiser, que ha tenido intervalos que iban desde cuatro días a 50 años, ha tenido mayores erupciones en el siglo 21 que en cualquier momento de principios de los ochenta. Este géiser se calmó en 1991 hasta mayo de 2000. Desde entonces, ha erupcionado en cinco ocasiones: en abril de 2002, septiembre de 2002, marzo de 2003, abril de 2003 y octubre de 2003.

Nueva fuente termal

Vistas al sur de la nueva fuente termal que apareció el 11 de julio de 2003. Se encuentra aproximadamente a unos 5 metros del Son of Green Dragon. (Imagen por cortesía del Parque Nacional de Yellowstone).

         En el 2003, el incremento de las temperaturas del suelo, la explosión de vapor y el flujo de agua en ebullición obligó a las autoridades del Parque a cerrar la mitad de los caminos en el Norris Geyser Basin.

Porkshop Geyser
Norris Geyser

Porkshop Geyser (imagen por cortesía del Parque Nacional de Yellowstone)

         Posteriormente, el 9 de octubre de 2003, el “Billings Gazette” publicó que, según oficiales del Parque de Yellowstone, algunas zonas del Norris Geyser Basin, que llevaban cerradas desde el 23 de julio debido al incremento en su actividad geotermal, se podrían abrir al público. Aproximadamente unos 1.440-1.740 metros de estos caminos, mientras que el camino del Back Basin situado entre Green Dragon Spring y Porckshop Geyser continuarían cerrados.

El Norris Geyser Basin del Parque Nacional de Yellowstone ha sido reconocido hace mucho tiempo por mantener las temperaturas hidrotermales más elevadas y ser una de las cuencas hidrotermales más cambiantes y famosas. En julio de 2003, Norris alcanzó su máxima temperatura y una reputación de inestable por parte de científicos y visitantes que fueron testigos de los cambios en muchos géiserss y del incremento de la temperatura del suelo en la parte suroeste del géiser.

         Norris es el géiser más activo en cuanto a sismos y el más caliente. Cada año experimenta un notable cambio en el color y las emisiones de vapor. Suelen clasificar estos cambios como el “cambio anual” del géiser.
Científicos

Los científicos instalan la estación sísmica de banda ancha en el “cráter”, en la zona oeste del Norris Geyser Basin. Estos instrumentos pueden detectar movimientos de onda larga en el suelo, que tienen lugar cuando existe un movimiento subterráneo de pulsos de fluidos y gas. (Imagen por cortesía del Parque Nacional de Yellowstone)

         El Observatorio Volcanológico de Yellowstone ha aprovechado la oportunidad para aprender acerca de su actividad instalando una red temporal de sismógrafos, sistemas de posicionamiento global (GPS) y medidores de temperaturas. Todo ello para averiguar las causas de la subida de la temperatura.

         Sin embargo, los cambios experimentados en estas fechas por el Géiser no siguen el patrón usual de cada año ya que han incluido un notable incremento de temperatura en la formación de muchas válvulas de vapor nuevas y una temperatura del suelo extremadamente elevada en algunas zonas de hasta 200º. Además, ha aparecido una importante nueva fuente termal cerca del Son of Green Dragon Spring, que comenzó a emitir lodo hirviendo y ácido al camino. Este nuevo elemento continua activo y se está cambiando la ruta del camino.         

Imagen de la portada de la página del Norris Geyser Basin del Parque Nacional de Yellowstone.

         A marzo de 2006, la página oficial del Norris Geyser Basin del Parque Nacional de Yellowstone (ver imagen superior), informa acerca del cierre temporal: “El pasado verano, se cerró un camino de aproximadamente 1.400 metros. En octubre de 2003, se abrió casi todo el camino, excepto unos 300 metros que todavía permanecen cerrados. El cierre comienza en Green Dragon y continua hasta cerca de Pearl Geyser. El cierre se encuentra señalizado. El suelo del sendero mantiene temperaturas en ebullición y el riesgo de una explosión de vapor es elevado. Mientras se pueden predecir explosiones volcánicas, no se pueden predecir explosiones de vapor. Los Geysers de Steamboat y Echinus y todo el Porcelain Basin siguen abiertos al público”.

Norris Geyser
         Dicho todo esto, una de las preguntas realizadas al USGS cuestiona si las características que están teniendo lugar bajo el lago avisan de una posible erupción volcánica.

         A este respecto, según el USGS es bastante improbable ya que todas las características están relacionadas con fallas y agua en ebullición (fuentes hidrotermales) y los cráteres identificados se formaron por un colapso o como resultado de una explosión hidrotermal de hace muchos años. Además, añaden que la mayoría de las rocas encontradas bajo el lago se han formado por flujos de lava de hace más de 100.000 años de antigüedad.

         Si bien es cierto que las rocas encontradas bajo el lago pueden haberse depositado en ese lugar hace miles de años por corrientes de lava, no se responde a la pregunta de lo que está causando las fuentes de calor y el incremento de la actividad hidrotermal en la actualidad. El incremento de los elementos hidrotermales, obviamente, está siendo empujado por agua sobrecalentada, la preocupación estriba en lo que está calentado esa agua, ya que todo parece indicar que el agua está siendo calentada por una acumulación de magma situada bajo la caldera que, o bien se está desplazando, o bien está reduciendo su tamaño.

         En el caso de que el magma acumulado está incrementado su tamaño, podría explicar el masivo incremento de la actividad hidrotermal, así como las elevaciones de la superficie del lago. Aunque para suceder esto, tendría que haber algún tipo de elevación de magma en la cámara magmática, lo que indica un cambio en el proceso del manto.

         Si la cantidad de magma actual realmente está aumentando, esto significaría que la presión ha aumentado y de que las posibilidades de una erupción volcánica también aumentan de forma alarmante.

         Sin embargo, si el volumen del magma es constante y está cambiando de ubicación, también podría explicar la actividad hidrotermal, ya que el magma migraría a zonas con fallas no acostumbradas al  calor y a la presión. Pero, en este caso, ¿qué estaría desplazando el magma de lugar?

         Una explicación que podrá aportarse sería una actividad sísmica tectónica a niveles profundos que deformaría las rocas que se encuentran alrededor, forzando así al magma a utilizar el camino que se ha abierto para cambiar de lugar.

         ¿Y este cambio de ubicación del magma, aumenta las posibilidades de una erupción volcánica? Posiblemente.

         Cualquier actividad tectónica que deforme y desplace una cantidad de magma del tamaño que se encuentra bajo Yellowstone debilitará las rocas que lo mantienen. Esta debilitación empeora al estar expuesto al calor y a la presión del magma.

        Ambas posibilidades son preocupantes.

Noticias

3 de enero de 2009

Especial Supervolcán Yellowstone

Desde el pasado 26 de diciembre de 2008, se han venido registrando una serie de terremotos en el Parque Nacional de Yellowstone, concretamente en el Lago Yellowstone, que han llamado la atención de aficionados, geólogos y también de las organizaciones gubernamentales.

Lo que en un principio parecían una serie de movimientos sísmicos sin importancia, parece estar ejerciendo cierta presión en algunos estamentos que, aunque no publican su preocupación abiertamente, dan muestras de permanecer atentos, mientras se monitorea muy de cerca cualquier cambio en el supervolcán.

Visitantes y empleados del Parque Nacional de Yellowstone han informado que han podido sentir los temblores.

Se ha intentado explicar los seísmos como producidos por el fuerte viento (posiblemente la causa menos creíble) e incluso se ha llegado a decir que podría haber una falla bajo el parque…

Lo cierto es que – por el momento - nadie ha podido explicar con certeza si se trata de un fenómeno precursor de algo inminente, o quizás no se han atrevido a pronunciarse al respecto.

En una nota de prensa de la Universidad de Utah, el 1 de enero de 2009, se confirmaba que el Servicio del Parque Nacional de Yellowstone se mantiene al tanto sobre la actividad sísmica que está teniendo lugar, por vía electrónica y por teléfono con la Universidad de Utah y el USGS y que la Oficina de Homeland Security de Wyoming está revisando los Planes de Respuesta a Terremotos y monitoreando la actividad sísmica.

Esta situación anómala podría ser simplemente un aumento de la actividad del supervolcán, sin mayores consecuencias, sin embargo, también existe la posibilidad de que se trate del aviso de una erupción explosiva inminente.

Para más información pulse aquí.

17 de diciembre de 2006

Los domos de lava en yellowstone aumentan a una velocidad bastante inusual

Bob Smith, uno de los encargados de un equipo de investigación geológica en Yellowstone, ha presentado esta semana algunos de sus descubrimientos en la reunión de la Unión de Geología Americana en San Francisco.

Según este Geólogo algunas zonas del volcán, que se encuentran en constante movimiento, están creciendo a una velocidad inusual. 

Los geólogos, que han llevado a cabo la investigación en Yellowstone,  muestran su preocupación, especialmente en dos domos de lava subterráneos que se encuentran bajo la caldera de Yellowstone. Al parecer, los domos están bastante pronunciados, por lo que la caldera se encuentra aumentada.

Sin embargo, Smith se niega a hablar de una posible erupción, para lo que dice falta todavía mucho tiempo.  La caldera de Yellowstone suele subir y bajar y los cambios suelen suceder a lo largo de miles de años.

Pero es la velocidad de su movimiento hacia arriba que sigue siendo algo inusual. Basándose en los datos aportados por diferentes satélites, los científicos han comprobado que el Domo del Lago Mallard, en el oeste del Lago Thumb, ha subido cuatro centímetros en un año desde mediados de 2004. Mientras tanto, el Domo de Sour Creek, al norte del Puente Fishing ha subido 6 centímetros en un año.

Smith añadió que la infusión de magma podría estar calentando el agua provocando esos cambios en el suelo y lo comparó al inflado de un balón...

Aunque  un balón extremadamente peligroso para la Tierra.

9 de julio de 2006

Junio de 2006

Según el Observatorio de Vulcanología de Yellowstone, durante el mes de junio de 2006 se contabilizaron un total de 196 movimientos sísmicos en la región, los más fuertes alcanzaron una magnitud de 2.4 al sudoeste de Madison Junction en Wyoming.

En cuanto a la deformación del suelo, a lo largo del mes de junio de 2006, se ha monitoreado la zona continuamente a través de GPS observando que la caldera de Yellowstone sigue moviéndose hacia arriba a la misma velocidad que el año pasado, creciendo aproximadamente unos 11 centímetros en el White Lake.

La subida de la Caldera de Yellowstone se considera científicamente interesante por lo que seguirá siendo exhaustivamente monitoreada por los miembros del Observatorio.

15 de junio de 2006

Géiser sin actividad desde 1998 ha entrado en erupción

Cerca del Norris Geyser Basin, dos senderistas se vieron sorprendidos el día 14 cuando uno de los Géisers, que llevaba sin mostrar actividad desde 1998, empezó a hacer ruido (parecido al reactor de un avión) y, a continuación, emitió una nube de vapor que llegó a alcanzar los 100 metros de altitud.

Esta erupción ha coincidido con otros eventos inusuales que han tenido lugar este fin de semana pasado en Norris; la erupción de otros géisers esporádicos y cambios en la superficie del agua.

Según Henry Heasler, geólogo a cargo de Yellowstone, Norris parece estar pasando por cambios termales, un cambio drástico en la actividad que no suele ser frecuente. Estos eventos han hecho que el agua suba más cerca de la superficie.

Entre los demás cambios que se han dado en la zona, el géiser que también solía estar en calma, Vixen, ha estado erupcionando. El agua de Pearl géiser ha cambiado de un color claro a un tono opaco y el agua en otra zona del Basin se ha vuelto oscura.

La expectación es grande.

Junio de 2006

El Observatorio de Vulcanología de Yellowstone informa sobre el reciente monitoreo de la zona.

Durante el mes de mayo de 2006, se contabilizaron 140 movimientos sísmicos localizados en la región de Yellowstone. El más fuerte, con una magnitud de 3.8 en la escala de Richter, tuvo lugar el 18 de mayo al sudeste de West Thumb en Wyoming y se sintió en el Parque Nacional de yellowstone.

En base a lo anteriormente expuesto, se considera el nivel de seísmos bajo.

Los datos obtenidos por el GPS muestran que la caldera de Yellowstone continúa moviéndose a la misma velocidad que el año pasado, aunque se considera de interés científico el movimiento ascendente de la caldera y se continuará su monitoreo.

Marzo de 2006
La imagen muestra la zona alrededor del cráter volcánico de Yellowstone (desde satélite) y muestra los cambios que han tenido lugar en el suelo desde 1996 hasta 2000.
Yellowstone

La zona norte del cráter indica una elevación pronunciada. Según el estudio reciente, esta elevación fue causada por un cuello de botella subterráneo de magma. (Imagen por cortesía del USGS).

         Según un estudio reciente realizado por científicos, la rápida elevación del suelo y el incremento de actividad de los geisers desde 1997 hasta 2003 en la zona volcánica del oeste de los Estados Unidos, en Yellowstone, tiene su explicación.

         La mayor parte del Parque Nacional de Yellowstone se encuentra en el cráter de un extenso volcán formado hace 640.000 años. El cráter o caldera mide unos 45 kilómetros de ancho por 75 kilómetros de largo.

Un río de lava subterráneo – desde hace 70.000 años – fluye por la mayor parte del cráter.

         Desde 1970, los científicos son conscientes de que el volcán de Yellowstone se encuentra altamente activo, sin embargo, la relación que existe entre la actividad volcánica subterránea y la red de elementos geotermales y geisers de Yellowstone, ha sido un rompecabezas para los geólogos.

         Un estudio actual llevado a cabo por científicos del USGS y el Observatorio Vulcanológico de Yellowstone atribuye estos cambios en, ambos, la superficie y el comportamiento de los geisers, al río de magma o roca fundida que fluye 15 kilómetros bajo la superficie de la Tierra.

         Según Charles Wicks, geólogo del USGS en Menlo Park, California: “Aún no estamos seguros de si esta actividad es normal o no”.

         Utilizando un radar de un satélite, Wicks y sus colegas pudieron confirmar la sucesión de pequeños cambios continuos en la elevación de la superficie en una zona amplia.

         La nueva visión del cráter de yellowstone muestra una superficie en constante movimiento, elevándose y bajando en diferentes puntos en intervalos pequeños de tiempo. En base a estudios anteriores, los científicos saben que el suelo de la caldera se elevó unos 18 centímetros desde 1976 hasta 1984 y que después volvió a bajar unos 14 centímetros desde 1985 hasta 1995.

         El nuevo estudio llevado a cabo y que será publicado mañana en la edición de la revista “Nature”, se centra en una zona aislada situada al norte del cráter que continúa elevándose, mientras que el cráter se estaba hundiendo.

         Esta elevación del nivel del suelo es de unos 13 centímetros desde 1997 hasta 2003. Según Wicks: “Esto es algo nuevo. Nunca hemos visto una elevación bajo la caldera hasta ahora”.

         Al mismo tiempo, la actividad termal en la zona y alrededor del Norris Geyser Basin, cerca de la zona elevada, comenzó una etapa de gran actividad.

         Streamboat Geyser, el Geiser más grande del mundo, despertó de su sueño con una serie de erupciones desde 2000 hasta 2003.

         Los oficiales del Parque tuvieron que cerrar algunos tramos de senderismo debido a las elevadas temperaturas del suelo y en el 2003, aparecieron nuevos vientos de vapor.

         Wicks y sus colegas creen que un pulso de magma volcánico se está moviendo horizontalmente bajo el suelo, causando un complejo movimiento del terreno y unas manifestaciones hidrotermales inusuales.

         La teoría de los investigadores se basa en un modelo matemático que ayuda a explicar el patrón de elevación revelado por las imágenes de radar. Según ellos, el terreno se eleva y baja de forma periódica, debido a lo que podría ser un continuo flujo de basalto derretido. Según Wicks de 1997 a 2003 un pulso de magma trataba de subir a la superficie y se extendió bajo la caldera. Mientras trataba de hallar una salida, un sistema de fallas al norte aportó una salida al magma y la salida del magma podría haber sido la causante de que el suelo de la caldera se elevara y bajara, exactamente como se observó en esa época.poca.

            Según el geólogo del Parque, Henry Heasler, se llevarán a cabo más estudios, entre ellos, para determinar la temperatura del terreno.

Supervolcán Yellowstone - AlertaTierra

Copyright © 2005-2013 - AlertaTierra.com - Reservados todos los derechos - Politica de privacidad

ir al principio de la página