AlertaTierra. Titulares de noticias - Fenomenos naturales

El bamboleo extremo de la Tierra

Muchos empiezan a preguntarse qué hay detrás de los drásticos cambios climáticos que están aconteciendo en nuestro planeta, otros muchos comprenden que este errático clima es consecuencia de la influencia magnética de Nibiru, ubicado ya en el interior de nuestro Sistema Solar.

Imagen del Observatorio de la Tierra de la NASA, por Jesse Allen y Kevin Ward, usando datos facilitados por el MODIS. (Atmosphere Science Team, NASA Goddard Space Flight Center. Captado por Adam Voiland, con información de Steve Platnick y Tom Arnold).

La influencia del Planeta X sobre nuestro planeta está provocando un bamboleo o movimiento que provoca el aumento de los fenómenos naturales que padecemos.

Para comprender cómo funciona la influencia magnética del Planeta X en la Tierra, usemos un compás y otro objeto magnético potente.

1. Sitúe un compás en una mesa, lejos de cualquier objeto metálico, y oriente el compás hasta que la flecha señale el Norte.

2. Posicione el magneto, o cualquier otro objeto magnético, a una distancia del compás, en dirección Sur, y lentamente mueva este objeto magnético hacia el compás.

3. Conforme el magneto se aproxima al compás, observe la aguja del compás. Se moverá hacia el Oeste o hacia el Este, dependiendo de la orientación de la polaridad del objeto. Si el polo norte del objeto magnético señala al compás, la aguja del compás se moverá hacia el oeste. Utilice esta orientación para continuar.

4. Con la aguja del compás forzada hacia el oeste, por la presencia del objeto magnético, repentinamente quite el magneto, mientras observa la aguja del compás. ¿Acaso no se gira hacia el Este antes de volver al Norte?

Esto es lo que sucede diariamente cuando el Polo Norte del Planeta X apunta hacia la Tierra. El Polo Norte de la Tierra se desvía de las partículas magnéticas del Polo Norte. Entonces, la Tierra se mueve de nuevo en oposición al Planeta X, intentando apuntar su Polo Norte a lo largo de las líneas del campo magnético del Planeta X de forma que su Polo Norte apunte hacia el Polo Sur del Planeta X. La oposición permite que los magnetrones fluyan desde el Polo Norte del Planeta X a través de la Tierra, usando el Polo de la Tierra como un tira y afloja al Polo Sur del Planeta X.

Este movimiento, hacia delante y hacia atrás, acercándose y alejándose, y siendo cada vez más violento, crea turbulencias en la atmósfera que producen los cambios en las temperaturas, mezclando el aire frío y el aire caliente, haciendo cambiar las estaciones y provocando fenómenos climáticos extremos.

La inclinación del Polo Norte de la Tierra, inclinándose algo a la derecha del Sol que rodea el Planeta X, ha creado una falsa estación simulando el Verano en el Hemisferio Norte, donde las Constelaciones están fuera de lugar.

Conforme se aproxime más el Planeta X, esta dinámica aumentará hasta que las estaciones desparezcan y el bamboleo sea tan extremo que la Tierra caiga sobre su lado, en una inclinación estática hacia la izquierda. Señal de que han comenzado las Últimas Semanas anteriores al reverso de los polos.

Los Inuit afirman que la Tierra se ha inclinado hacia el Norte (diciembre de 2014)


Los ancianos Inuit afirman que su cielo ha cambiado, confirmando el bamboleo de la Tierra.

El conocimiento de los Inuit y el cambio climático fue un tema que se llevó a debate en la última cumbre sobre calentamiento global en Copenhague y lo que informaron los ancianos Eskimo a la NASA, científicos y expertos; preocupó a todos. Parece que al final, el calentamiento global no es la historia al completo.

Según han explicado los ancianos Inuit, en el Norte han sido testigo de cambios inusuales e inapropiados en el clima. Han dicho que su mundo ha cambiado, ya que nada es lo que era. Los glaciares se deshielan y el hielo del  mar está desapareciendo.

Sin embargo, lo que afirman ahora los ancianos es que están convencidos que el calentamiento global no es la causa del problema, ¡sino que hay algo mucho más importante!

Afirman que el Sol ya no sale donde solía hacerlo, que el día tiene más luz que antes y que el Sol se encuentra más alto de lo que acostumbraba, calentando antes de lo que hacía antes. Los ancianos que fueron entrevistados en todo el norte coinciden en lo mismo, su cielo ha cambiado. Las estrellas, el Sol y la Luna han cambiado de posición, afectando a las temperaturas, e incluso a la forma en la que sopla el viento, resultando bastante difícil predecir el clima, algo que es fundamental en el Ártico.

Todos los ancianos están de acuerdo en su creencia de que la Tierra se ha desplazado, se tambaleó o se ha inclinado hacia el Norte.  

Zacharius Kunuk ha contactado a la NASA aportando información sobre los ancianos con respecto a estos cambios en el cielo y en la posición de la Tierra sobre su eje.

La afirmación de los Inuits se ha visto contrastada ahora con datos obtenidos por BP Earthwatch, que usando imágenes del satélite midiendo las diferencias desde 2000 a 2004, han mostrado deformaciones y datos “muy inusuales” que sugieren que los polos están sufriendo un reverso.


Según la NASA, este tipo de reverso no causaría una destrucción de la Tierra, pero admiten que “la Tierra se ha asentado en los últimos 20 millones de años en un patrón de un reverso polar aproximadamente cada 200.000 a 300.000 años, aunque ya ha pasado más del doble desde el último reverso”, lo que indica que es más que probable que lo que estamos viviendo sea el próximo reverso de los polos.

 


Bibliografía:

Clima Espacial (página en inglés) http://www.spaceweather.com
Centro Espacial de la NASA (página en inglés) http://hesperia.gsfc.nasa.gov
Centro del Medio Ambiente Espacial (página en inglés) http://www.sec.noaa.gov/
Ciencia – NASA (página en inglés) http://science.msfc.nasa.gov/
The Big Wobble.org http://www.thebigwobble.org/2014/12/their-sky-has-changed-inuit-elders.html
Survive2012. http://survive2012.com/how-do-poles-shift/
Science Times http://www.sciencetimes.com/articles/5453/20150406/global-climate-change-the-earth-has-shifted-say-inuit-elders.htm
“Spatial and Temporal Distribution of Clouds Observed by MODIS Onboard the Terra and Aqua Satellites”. Transactions on Geoscience and Remote Sensing. King et Al. 2013.
“Cloud Fraction”: NASA Earth Observations.
“Cloud Observations from MODIS”. NCAR/ACAR Climate Data Guide.
“Stratocumulus Clouds”. Monthly Weather Review. Wood, R. 2012.
“Clouds and Cloud Formation”. University Corporation for Atmospheric Research.